martes, 24 de mayo de 2011

Visita.


Hoy hemos tenido visita: los hombres que estuvieron la semana pasada en el nido, con Brau y Franco. Acaban de irse. Hemos estado reunidos durante varias horas... me duele la cabeza de todo esto. Mañana le digo a mi madre que se venga. Ha habido un momento muy tenso en la reunión, Brau estaba gritándoles que eran unos delincuentes cuando uno de ellos ha hecho un sonido raro. Brau se ha puesto pálido. A punto he estado de partirle una rodilla al del sonidito, se muy bien cómo hacerlo porque tengo bastante experiencia, pero ha intervenido Hidalgo muy frío y muy amenazador. Nunca le había visto así.

He de explicar que en mis años practiqué Aikido, porque oposité a policía nacional. Se me daba muy bien. En realidad nunca lo he dejado, pero ha sido de manera más reposada estos tiempos.

Brau se ha quedado muy afectado. Tiene algo en la cabeza que le pusieron en aquella época. Algo psicológico, creo. Lo usan para propinarle correctivos cuando se pone rebelde. Uno de los hombres tiene perilla, pelo moreno, con canas. Unos ojos grises, helados y la piel muy roja, como si tuviera quemaduras producidas por el sol. Aunque a mi me parece más algún tipo de alergia o enfermedad. Es el que ha hecho el sonido. Otro es delgado, muy moreno de pelo, pero con la piel pálida. No es alto, tiene ojos saltones y azules, es bastante mayor. De los dos es el más tranquilo. Su voz es bastante femenina, curioso ¿no? Tras la reunión, se han marchado en su Lada blanco, viejo y abollado.

Esos caracteres significan Ai, Ki y Do, armonía, fuerza y camino. Hoy he necesitado de mucha armonía para no emplear la fuerza. Pienso que he hecho bien. Ahora Hidalgo está al ordenador poniendo en orden todo lo que hemos hablado, porque todos los amigos necesitáis saberlo. Pronto colgará una entrada. Abrazos a todos, suerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.